Kirikú en África

EN COLABORACIÓN CON «AVENTURAS CON ESENCIA»

No podía ser de otra forma, no imaginamos mejor lugar en el mundo dónde Iniciativas Sociales Kirikú cobre aún más sentido que en ÁFRICA, lugar que admiramos y respetamos profundamente por la diversidad y riqueza cultural, por sus brillantes colores, su música y folclore, sus paisajes, sus gentes, sus costumbres, su historia, sus diversas realidades, sus formas de vida, su valentía y su resistencia. 

Nos fuimos a Marruecos y encontramos a los amigos de “Aventuras con Esencia”, un proyecto de turismo responsable que nace de gente apasionada por lo que hace, dispuestos a ofrecer diferentes experiencias para vivir los viajes de forma auténtica , única y responsable, combinando rutas por el país con estancias/visitas en comunidades y la realización de actividades y talleres participativos que permitan al viajero profundizar en la cultura y el trato personal con los lugareños y el entorno, contribuyendo con las comunidades locales a su desarrollo económico y respetando sus costumbres y fomentando la preservación de sus tradiciones. 

Con ellos decidimos co-crear y colaborar juntos en proyectos sociales que favorecieran el intercambio cultural, apostando por actividades y propuestas que fomenten valores como el respeto a la diversidad y la integración, creando pequeños puentes de vida entre culturas diferentes, aportando juntos nuestro pequeño grano de arena para contribuir a cambiar al mundo, a generar miradas y encuentros humanos más reales y auténticos desde el enriquecimiento mutuo, con alegría y generosidad. 

Ofrecemos dos proyectos sociales en Khamlia ( pueblo de los Gnawa, en Merzouga Errachidia, Marruecos) a las puertas del desierto, complemento perfecto de cualquier viaje comprometido y respetuoso con el entorno y la comunidad que nos acoge:

Taller en familia

Viajar en familia facilita compartir nuevas vivencias, fomentar el conocimiento de otra cultura mediante juegos y actividades comunes, permite madurar colectivamente, ver el mundo de otra manera y disfrutar de la magia de la comunicación, que no entiende de idiomas ni barreras sociales, solo de personas mayores o niños con ganas de pasarlo bien mediante el lenguaje común de la empatía, las sonrisas, los juegos y la complicidad. Una experiencia para recordar con los colores del desierto en la retina.

Taller Danza y Teatro

El lenguaje del cuerpo y el movimiento junto al de la música, son idiomas universales que no entienden de fronteras, culturas, etnias ni colores. El taller de danza y teatro es un espacio de comunicación, creación y conexión con uno mismo, que busca el bienestar de sus integrantes y el intercambio cultural, entre viajeros y locales, entre nuevos y viejos amigos. Las herramientas son: la creatividad, el juego, el teatro, la música, la danza, la alegría y las ganas de compartir, descubrir y enriquecernos con el desierto como telón de fondo, un entorno ideal para expresarnos rodeados de belleza.